Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar la navegación de los usuarios, adaptarse a sus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando por esta web aceptas nuestra POLÍTICA DE COOKIES. -
Política de cookies +

Filariosis

La filariosis es una grave enfermedad que afecta principalmente al perro, y de forma esporádica al gato. Está causada por un gusano parásito, que en estado adulto puede llegar a medir de 12 a 30 cm. Puede aparecer en cualquier lugar de España, pero es más frecuente en zonas como Canarias, y en toda la franja mediterránea.

Aunque la filariosis canina puede transmitirse al hombre, la gran mayoría de las infecciones humanas pasan desapercibidas, ya que los parásitos son eliminados por nuestras defensas.

Los animales más afectados suelen ser de tamaño grande y vida en exteriores. Y los machos, en los que se da cuatro veces más que en las hembras. Además hay ciertas razas más predispuestas, como el Pastor Alsaciano, Pointer, Setter, Beagle, o Bóxer.

En el caso de la Filariosis, la enfermedad se disemina por múltiples especies de mosquitos. Las formas juveniles del parásito, circulan por la sangre de los animales enfermos, y penetran en el organismo del mosquito tras una picadura. Cuando esto ocurre, se constituye en transmisor de la enfermedad, pues al picar animales sanos, introducirá las filarias que durante unos días, han estado desarrollándose en su interior.

Una vez dentro de nuestra mascota, los parásitos pasan a los músculos o la grasa, y al cabo de unos tres meses, inician un viaje hacia el corazón y vasos sanguíneos próximos.

La presencia del parásito puede pasar totalmente inadvertida, pero también puede tener graves consecuencias, si no conseguimos su diagnostico a tiempo. La gravedad de la enfermedad vendrá marcada, por el número de parásitos ubicados en la arteria pulmonar y en el corazón del animal.

La presencia de parásitos adultos, desencadena dos graves situaciones: Hipertensión de las arterias pulmonares, y fallo congestivo del lado derecho del corazón. El animal aparece cansado incluso en reposo, tiene tos, dificultad para respirar, y pierde apetito y peso.

Caso de sospecha, acuda a su clínica habitual. Allí se realizarán pruebas que lo confirmarán o descartarán, como radiografías, ecografías, o análisis de sangre.

El tratamiento no es fácil, al no disponer de un fármaco que ataque con eficacia a todas las formas y edades del parásito, por lo que necesitaremos varios para tener éxito. Cuando esto ocurra, en zonas de riesgo se recomienda aplicar tratamientos preventivos.


 

Sabias que...

El virus rábico está presente en nuestro país en distintas especies de murciélagos. En caso de mordedura de uno de estos animales, se debe acudir inmediatamente a los servicios sanitarios.

No te pierdas nuestro vídeo sobre la profesión veterinaria y la sociedad

mapa Baix Segura Baix Vinalopó Vinalopó Mitjá Alt Vinalopó L´Alacantí L´Alcoia La Marina Baixa El Comtat La Marina Alta

Buscador de clínicas y de servicios veterinarios

Servicios técnicos al ciudadano

Peritos Judiciales

Análisis triquinoscópicos

Veterinaria con gato

Puedes ver nuestros videos en:
canal veterinarios


Colegio Oficial de Veterinarios de Alicante

Mendez Nuñez, 38 · 03002 Alicante
Tel.: 96 521 41 11 · correo electrónico